Tiendas Virtuales - Ecommerce

Tiendas Virtuales - Ecommerce

Tiendas Virtuales - Ecommerce

La inversión más inteligente para tu negocio

Los hábitos de compra han cambiado durante los últimos meses, el comercio online ha experimentado un crecimiento exponencial, debido en gran medida al distanciamiento social y a las restricciones impuestas por las autoridades en torno a la pandemia del COVID 19, por lo que los consumidores se han visto en la necesidad de buscar y encontrar proveedores de los productos o servicios que cubran sus necesidades a través de internet.

Como consecuencia, todos los negocios que estaban rezagados tecnológicamente y que se vieron afectados por los cierres, se han visto en la imperiosa necesidad de actualizarse y dar el gran salto a la digitalización de sus negocios y lanzarse al mercado online, donde ahora se concentra un alto porcentaje compradores, demandantes de productos y servicios, un pedazo de pastel nada despreciable para las empresas,  lo que además, en estos complicados días de confinamiento, puede representar la diferencia entre la continuidad o el cierre definitivo del negocio.

Las empresas que sobrevivirán a la pandemia global, y a los tiempos por venir, son aquellas que logren digitalizarse y adaptarse al cambio, aquellas que permitan a los consumidores acceder a sus productos a través de plataformas online.

Como ya habrás podido deducir, estimado lector, las reglas del juego ahora han cambiado y vender en Internet se ha vuelto prácticamente indispensable, tener presencia en las redes sociales es muy importante, pero no menos importante los es, por su puesto, tener tu propia tienda virtual o Ecommerce.

Una tienda virtual o Ecommerce, es un sitio web diseñado especialmente para vender productos u ofrecer servicios mediante el comercio electrónico, puede interpretarse como una extensión de tu negocio físico en Internet, con la diferencia de que no estarás sujeto a horarios de cierres y apertura, pues con tu tienda virtual podrás vender 24 horas al día en Internet y lo que es aún mejor, ¡podrás vender a cualquier país del mundo!  Tener una tienda virtual, es una inversión inteligente que te abrirá las puertas a un mercado con crecimiento exponencial y que te puede reportar importantes beneficios económicos.

Por ejemplo, los costos de adquisición, puesta en marcha y mantenimiento de una tienda virtual, son muy inferiores a los de adquirir un local físico, el cual implica logística, permisología, recursos humanos y demás complicaciones, costos que te puedes evitar con una tienda en virtual, lo que ya representa un ahorro importante en el emprendimiento. 

Por otra parte, no es necesario contar con almacenes ni grandes cantidades de stock, puedes contar con pequeñas cantidades de stock ajustadas a las ventas estimadas o en tal caso podrías incluso hacer dropshipping, el cual es un tipo de venta al por menor donde no guardarás los bienes en tu inventario, sino que recibirás y pasarás el pedido al mayorista, quien entonces despacha las mercancías directamente al cliente final.

Con el propósito de comprender como la situación del COVID 19 ha afectado la dinámica de las transacciones no presenciales, la Cámara Ecuatoriana de Comercio Electrónico y la Universidad Espíritu Santo, exploró los principales cambios en las transacciones electrónicas, consiguiendo, que para los próximos años se plantea un crecimiento del comercio electrónico mayor al comercio tradicional, gracias a que los nuevos compradores digitales han incrementado su patrón de compras no presencial. Al respecto el estudio indica que uno de cada tres hogares cree que a futuro sus compras online aumentarán, lo que advierte desafíos importantes para la comercialización en canales digitales.

Lo primero que necesitas, para poder comenzar un negocio online, tu tienda virtual, es precisamente, estar en Internet, y para ello necesitas registrar un dominio, el nombre de tu negocio .com o .net o cualquier extensión y por su puesto una plataforma web.

Puede que te parezca complicado crear una página web o Ecommerce, pero existen diferentes herramientas y plataformas que te permiten emprender en Internet tu tienda virtual.


Por ejemplo, Nextshopy, es una plataforma económicamente accesible, que te permitirá vender casi cualquier producto o servicio en internet, ropa, zapatos, bisuterías, repuestos, accesorios, víveres, electrónica, vehículos, computadoras, teléfonos, flores, regalos, comida, etc. y que te permite recibir pagos a través de PayPal, PayPhone, depósitos o transferencias bancarias. Además, el proceso de registro y completar el carrito de compra es bastante sencillo para tus clientes.

Esta plataforma es bastante completa y sencilla de mantener, de igual forma, una vez que te afilias cuentas con el apoyo de los programadores quienes gentilmente te apoyan durante el proceso de adquisición del dominio correcto para tu negocio, configuración y lanzamiento. Puedes visitar la página web www.nextshopy.com para mayor información y contacto.

Anteriormente, las compras electrónicas surgían por necesidades personales muy puntuales, pero en ésta crisis, surge debido a la imposición de las restricciones de movilidad y distanciamiento social, por lo que crear vínculos, junto con experiencias de compra satisfactorias en línea, será la clave para la fidelización de los clientes y la continuidad de los negocios posterior a la crisis.

Las posibilidades de emprendimiento, crecimiento y hasta de supervivencia para muchos negocios están allí, en Internet y son casi infinitas. Solo hay que adaptarse a los cambios y tomar la oportunidad que se nos presenta ahora mismo, como las tiendas en línea, las cuales se han convertido en este último año en un pilar fundamental para vender en Internet, es por ello que la inversión más inteligente para tu negocio de cara al futuro es definitivamente, una tienda virtual, tu propio Ecommerce.